El quintil (72°)

Símbolo del quintil

El quintil da poder creativo y creador. Por lo general, debe considerarse un aspecto armonioso, pero en el caso de que haya dos malhechores implicados, también puede desplegar un poder destructivo en lugar de creatividad.

Desde el punto de vista de la astrología de la reencarnación, este aspecto representa los poderes gracias a los cuales nos distinguimos en encarnaciones anteriores actuando con independencia y confianza en nosotros mismos. En el quintil se esconden poderes a través de los cuales podemos afirmarnos en el mundo y desarrollar el dominio, porque en la encarnación anterior confiábamos con éxito en nuestras propias capacidades en estos asuntos.

A través del quintil nos ponemos en primer plano y nos presentamos a nosotros mismos y nuestras capacidades. Percibimos los cuerpos celestes implicados como nuestros puntos fuertes y solemos utilizarlos para ampliar nuestro radio de acción e influencia. A través de los cuerpos celestes del quintil implicado, pudimos brillar en encarnaciones anteriores y ahora vuelven a estar a nuestra disposición. El quintil alberga talentos a los que podemos recurrir inmediatamente cuando nos interesan o los necesitamos.

Palabras clave:
Impulso de expresión creativa; confianza en uno mismo en el uso de los poderes implicados; fuerza en la que uno puede confiar y que puede darle una posición especial; poder creativo; posibilitar una posición especial; facilidad en la vida; tener éxito sin mucho esfuerzo; habilidades mediante las cuales podemos dominar y ganarnos a los demás; lucha por el poder y el impulso de autoafirmación;

El septil (51,25°)

Símbolo septil

El septil debe considerarse como un aspecto armónico. Los cuerpos celestes implicados suelen tener un efecto equilibrador tanto sobre nosotros mismos como sobre nuestros semejantes. Los septiles nos ayudan a entender cómo nos perciben los demás.

En la astrología de la reencarnación, son una indicación de una personalidad equilibrada que, en encarnaciones anteriores, ha utilizado los cuerpos celestes implicados como fuerzas para traer la paz y guiar a las personas entre sí. El septil da el arte de crear buen humor y mostrar amor. A través de los poderes del septil llegamos a los demás.

Espiritualmente, a través de los cuerpos celestes de los septiles implicados, podemos recibir inspiraciones así como resolver conflictos interiores. Los septiles, como los semisextiles, pueden ayudar a crear en nosotros una armonía entre el cielo y la tierra.

Palabras clave:
Crear equilibrio y armonía; propiciar el encuentro y el contacto con la gente; crear simpatía; crear paz; comprender cómo nos perciben los demás y cómo les afectamos; inspirar la acción social;

El biquintil (144°)

Biquintil

Explotación de dones y talentos; la creatividad también se encuentra con la habilidad comercial; la estimulación por el mundo exterior genera creatividad; los cuerpos celestes implicados tienen un efecto de red;

El Quincuncio (150°)

Quincuncio

Integración de fuerzas ajenas; el éxito o el fracaso están determinados por el destino; el tema transmite la sensación de que siempre hay que seguir desarrollándose para aumentar la calidad; proceso vitalicio en el que los dones y talentos de uno aumentan cualitativamente, sin grandes sufrimientos; a uno no se le da nada, sino que hace un trabajo previo;